devolucion-irpf-por-maternidad

Todo lo que debes saber sobre las retenciones en las nóminas de las madres

Si trabajas y acabas de dar a luz o en tu hogar hay una baja por maternidad, seguramente te interesa conocer esta información.

Tal como explica la Seguridad Social, dispones de 16 semanas de subsidio al 100 % de la base reguladora correspondiente, ampliable en dos semanas por cada hijo (a partir del segundo) en caso de parto múltiple.

Declaración de la renta

Una vez de baja, a efectos prácticos no estás trabajando y no es tu empresa la que te paga, sino la Seguridad Social; Sin embargo, la Agencia Tributaria considera la prestación como rendimiento del trabajo, así que está sujeta a la retención del IRPF.

Ten en cuenta que la Seguridad Social es considerada como segundo pagador, por lo que es muy probable que debas realizar la declaración obligatoriamente (la ayuda superará los 1500 euros y, en total, es bastante fácil que ingreses más de 11200 euros).

Es importante, también, que seas consciente de que la Seguridad Social no conoce tu retención, por lo que debes informar de la misma al realizar la solicitud, con el fin de evitar abonar la diferencia con tu tipo impositivo real cuando realices la declaración de la renta.

Devolución del IRPF, ¿sí o no?

Una sentencia del Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM) declaró exenta de IRPF la prestación por maternidad de la Seguridad Social en el caso de una contribuyente en julio de 2016, la cual reclamó la devolución de los más de 3000 euros que pagó por este concepto.

Aunque no ha sentado jurisprudencia, este fallo te abre la puerta, si eres una de las personas beneficiadas por esta ayuda desde 2012, para poder reclamar la devolución de IRPF por maternidad y recuperar ese dinero.

En la LIRPF figuran expresamente en el art. 7.h como casos de renta exenta: las “prestaciones públicas por nacimiento, parto o adopción múltiple, adopción, hijos a cargo y orfandad. También estarán exentas las prestaciones públicas por maternidad percibidas de las Comunidades Autónomas o entidades locales.” Existe, pues, un conflicto en la interpretación de la ley.

Recientemente el Tribunal Económico -Administrativo Central (TEAC) ha optado por unificar el criterio de la vía administrativa a favor de la tributación de la prestación; esto significa que, por vía administrativa, serán rechazados los recursos que soliciten la devolución.

No obstante, esta resolución no unifica la vía judicial (ello depende del Supremo y no hay sentencia al respecto), por lo que, siempre podrás acudir al Tribunal Superior de Justicia correspondiente y tener éxito en la reclamación.

¿Qué recomendamos para que tu solicitud de devolución llegue a buen puerto?

Lo primero, es que cumplas con las exigencias de la Agencia Tributaria, declares la prestación y pagues el IRPF que corresponda.

Después debes reclamar directamente a Hacienda, que rechazará tu demanda y, tras eso, acudir a la vía administrativa hasta agotarla; y ahí es cuando debes valorar la vía judicial, que es la que realmente puede ser favorable.

Como conclusión, es interesante que consideres dejar tu caso en manos de profesionales para dar pasos firmes, aumentar las probabilidades de éxito y no agobiarte con el procedimiento. Hacienda no siempre tiene razón, pero hay que saber actuar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *